Publicado 12/06/2024 08:31

Colombia.- Al menos dos policías heridos en nuevos ataques de las disidencias de las FARC en el oeste de Colombia

Archivo - Fuerzas de seguridad colombianas (archivo).
Archivo - Fuerzas de seguridad colombianas (archivo). - Europa Press/Contacto/Sebastian Marmolejo

MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

Al menos dos policías han resultado heridos en un atentado bomba ocurrido en el municipio de Jamundí, en Valle del Cauca, en paralelo a otra serie de ataques ocurridos en dicho departamento, en el oeste de Colombia, así como en localidades de Cauca, atribuidos a la disidencia del Estado Mayor Central (EMC) de las FARC.

Las inmediaciones de las comisarías de varias localidades de Cauca y Valle del Cauca han vuelto a ser objetivo del EMC. En Jamundí, un sargento y un policía han resultado heridos cuando han sido alcanzados mientras circulaban por el centro del municipio, cerca de una sede bancaria de Bancolombia, informan medios colombianos.

Además de los dos uniformados, las autoridades locales han informado de que serían "varios" los heridos, a la espera de precisar. Antes, se ha registrado en el barrio de Potreiro, del mismo municipio, un tiroteo contra una comisaría.

"En respuesta, se ha desplegado al Ejército hacia la zona afectada con el objetivo de proteger a la población y restaurar el orden. Las autoridades están trabajando de manera coordinada para manejar la situación y evitar cualquier escalada de violencia", ha informado la Alcaldía de Jamundí en un comunicado.

Por otro lado, en Cajibío, en Cauca, se han registrado ataques contra el casco urbano de la localidad, así como contra una estación de Policía. Al igual que en Jamundí ha tenido que intervenir el Ejército para contener a los hombres armados del frente 'Jaime Martín' del EMC.

Según los testigos, un centenar de hombres armados han irrumpido en el casco urbano de Cajibío arrojando explosivos a una comisaría y disparando contra los policías que han salido a repeler el ataque. No se han registrado heridos.

Valle del Cauca, Cauca y Nariño son los tres departamentos en los que no rige un alto el fuego bilateral después de que el Gobierno decidiera suspenderlo en marzo por una serie de ataques de este grupo armado contra comunidades indígenas.

Estos tres departamentos han sido desde entonces escenario de varios atentados, como los ocurridos hace menos de un mes en varias localidades de Cauca y Valle del Cauca, donde murieron dos policías y doce personas resultaron heridas.